NACIONALES

El 10% de peruanos más ricos gana 18 veces más que el 10% más pobre

—Brecha de ingresos se mantiene alta en el país, mientras la reducción de la pobreza sigue haciéndose cada vez más lenta. Pobreza extrema casi ha dejado de caer.

En los últimos años, el crecimiento económico ha mejorado, en términos generales, la situación de las familias peruanas. Sin embargo, ese crecimiento se ha distribuido de manera muy desigual, y ello no ha cambiado en los últimos años. De acuerdo con las últimas cifras del INEI, el 10% de peruanos que más ganan por mes percibe, en promedio, 18 veces más más dinero que el 10% de menores ingresos. Así, los más ricos ganan unos S/ 2,939 mensuales, mientras los más pobres apenas llegan a S/ 155. Estos resultados evidencian que aún hay un largo camino por recorrer en cuanto a reducción de la desigualdad y, además, resaltan que al menos 60% de la población gana menos que el salario mínimo vital.

Enfriamiento

En el último año, hubo 221,000 personas que dejaron de ser pobres y, con ello, la pobreza bajó a 21.77% de la población. Sin embargo, es importante ver la tendencia de más largo plazo, pues es evidente que cada año hay menos personas que dejan de ser pobres. Es importante recordar que en el 2014 el Gobierno resaltó por todo lo alto la reducción de la pobreza gracias a los programas sociales.

El año pasado -aun cuando hubo más actividad económica y más presupuesto para gasto social- la pobreza se redujo menos. Es importante recordar, además, que esta medición de pobreza es solamente monetaria. Eso signifi ca que una persona califica como “no pobre” si gasta más de S/ 315 por mes. Otros factores clave que determinan la calidad de vida de las personas están excluidos del cálculo.

Extremos

Otro dato importante a resaltar es que, durante el 2015, la pobreza extrema se ha mantenido casi estancada; apenas cedió 0.2 puntos porcentuales. Las personas pobres extremas -según la metodología del INEI- gastan menos de S/ 169 mensuales. Es decir, no alcanzan siquiera para cubrir las necesidades básicas de alimentación.

No solamente  es preocupante que se haya frenado el sacar a las personas de esta condición, sino que hay zonas donde ha aumentado. Tal es el caso de Lima Metropolitana, donde prácticamente se ha duplicado el número de pobres extremos. En tanto, en la selva del país el indicador pasó desde 6.08% de la población a 6.46%

Tres años seguidos sin reducir la desigualdad

De acuerdo con el último informe técnico de pobreza del INEI, en los últimos tres años la desigualdad en la distribución de los ingresos no ha cambiado en el Perú. El coefi ciente de Gini se ha mantenido en 0.44 unidades desde el 2013 hasta el 2015; lo que evidencia que no se ha avanzado en cierre de brechas. Es importante recordar que un valor de cero en el coefi ciente de Gini significa igualdad perfecta, y uno significa desigualdad perfecta. A nivel de regiones geográfi cas, se ve que la costa es menos desigual que la sierra y la selva. Sin embargo, al entrar al detalle entre lo urbano y lo rural, se ve más desigualdad en la costa urbana y selva rural. En tanto, solamente a nivel de la costa rural se ha visto un poco más de igualdad, que no ha sido suficiente para afectar el promedio nacional.

Obtenga las ultimas noticias de APAM